Comprar y vender Oro
- Monedas, lingotes, barretas y onzas para invertir en Oro. Joyas y alta bisutería, alianzas, esclavas y otros artículos de lujo. ETF y fondos de cotización, comercio y compra-venta de oro, empresas mineras, agencias y banca, joyerías, oro directo e indirecto y mucha más información en el Blog del Comprador de Oro. ¡Bienvenidos!


Mi?rcoles, 28 de octubre de 2009
http://4.bp.blogspot.com/_wcPYMLP6Xrw/SanlCYmr2RI/AAAAAAAAMl0/Nt24Mvi5bz8/s400/odyssey-marine-exploration.jpgFS6REMCMA3R8

Opinión.com: Ministerio de Culturas investigará si tesoro encontrado por Odyssey procedía de Potosí
Experto boliviano revisará tesoro recuperado al Sur de Portugal

Bolivia enviará a Estados Unidos un especialista en numismática, para averiguar si el tesoro hallado por un navío estadounidense en 2007 en un galeón español en las costas de Portugal, tiene su origen en el país, según informó esta semana el Ministerio de Culturas.
La empresa cazatesoros estadounidense Odyssey Marine Exploration halló en 2007, al Sur de Portugal, el mayor tesoro submarino jamás encontrado, compuesto por 500.000 monedas de plata y centenares de objetos de oro, riqueza que también es objeto de una disputa legal, en la justicia de Estados Unidos, entre España y la firma privada.

"De ser monedas acuñadas en Potosí, Bolivia tiene todo el argumento para apelar (su propiedad), pues existe legislación como la convención de 1970 de la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) que defiende la repatriación y restitución de bienes culturales", dijo Lupe Meneses, jefa de la Unidad de Catalogación del Ministerio de Culturas.

"Nosotros queremos verificar si las monedas encontradas fueron acuñadas en nuestro país y queremos confirmar enviando un especialista numismático, el tipo de acuñación de la Casa de la Moneda es única e inconfundible así que no será tan difícil", añadió. Explicó también que de confirmarse Bolivia podría reclamar su propiedad, ya que la Unesco defiende la repatriación y restitución de bienes culturales, para ello solicitó a la Embajada de Estados Unidos en La Paz una autorización para que el experto pueda viajar a analizar la procedencia de las monedas.

Durante los tiempos de la Colonia, España explotó las inmensas riquezas de oro y plata en el suroeste andino de Bolivia y extrajo millones de toneladas del famoso Cerro Rico de Potosí, hoy patrimonio histórico de la Humanidad, por lo que Bolivia supone que la riqueza hallada por Odyssey tiene origen en el país sudamericano.

La carga del buque español 'Nuestra Señora de las Mercedes', hundido en 1804 al Sur de Portugal, fue llevada por Odyssey a Estados Unidos desde Gibraltar.
El galeón español partió en 1802 de un puerto peruano y se estima que su riqueza está valuada en 500 millones de dólares.
La funcionaria Meneses dijo que se solicitó a la Embajada de Bolivia en Washington realizar las gestiones pertinentes para que el técnico boliviano pueda acceder al fabuloso tesoro.

Odyssey respondió a España
La empresa estadounidense Odyssey contestó el 15 de octubre, ante un tribunal de Tampa (Florida, EEUU) a la respuesta de España a las objeciones de esta compañía, que se opone a la recomendación de un juez para entregar a España el tesoro valorado en más de 500 millones de dólares.

En el documento de diez páginas, Odyssey Marine Exploration Inc. señala que, al contrario de las "conclusiones del informe y la recomendación" del juez encargado del caso, España no ha logrado establecer que el yacimiento en litigio esté sujeto a inmunidad soberana.
La empresa de exploración submarina, con sede en Tampa, subraya que el Estado español "se equivoca" y que, en realidad, el reporte del magistrado acepta impropiamente los "hechos" presentados por España y desecha, "sin suficientes explicaciones", los "hechos verdaderos".
El pasado 3 de junio, el juez Mark Pizzo, del mismo tribunal, recomendó que se entregara a España el tesoro de más de 17 toneladas de oro y plata que la empresa de exploración submarina rescató del fondo del Atlántico.

Pizzo, juez encargado del caso, dio la razón a España en su reclamación del tesoro que procede, según el informe del magistrado, del buque de guerra español Nuestra Señora de las Mercedes, sujeto, por tanto, al principio de inmunidad soberana.
Pero, Odyssey Marine Exploration Inc., ha impugnado por escrito en sus objeciones a la recomendación del juez para que vuelva a España el tesoro y señala que los "estándares legales aplicados en la revisión del caso son incorrectos".

Ahora, Odyssey, con sede en Tampa, contesta al informe que España presentó en septiembre pasado en respuesta a las objeciones de la compañía estadounidense, que reclama el tesoro submarino de 594.000 monedas de plata y oro que extrajo en 2007.
Odyssey objeta de nuevo en su moción que el informe y la recomendación del magistrado Pizzo atiende a estándares equivocados y que el yacimiento submarino no disfruta de inmunidad soberana porque, aún en el caso de que provenga de "La Mercedes", el barco "estaba en una misión comercial".
Uno de los ejes de la impugnación de Odyssey se fundamenta en el hecho de que "La Mercedes" se hallaba comprometido en una misión de "naturaleza comercial" en el momento de su desaparición en 1804, lo que legalmente anula el principio de inmunidad soberana, según la compañía.
Se trata de un extremo que desecha el informe y recomendación del juez Pizzo, quien señaló que el buque de guerra español "claramente no estaba comprometido en ninguna actividad comercial en el momento de su desaparición" cuando transportaba las monedas rumbo a Cádiz y fue hundido.
Además, Odyssey señala en su moción que el cargamento recuperado debe considerarse por separado del barco, aun si "La Mercedes" fuese un "barco de guerra", ya que su cargamento era privado.

Odyssey concluye que el tribunal tiene jurisdicción sobre el caso y que las pruebas que ha aportado la compañía, "rechazadas erróneamente por el juez o no adecuadamente consideradas", establecen con claridad los hechos.
En primer lugar, según Odyssey, "no hay un barco" en el lugar del yacimiento ni lo hallado es un barco; después, que el lugar no se trata de "La Mercedes" y que, dicho buque, "estaba en una misión comercial en el momento de su desaparición".
En cuanto al cargamento de monedas recuperado, en el caso de que procediese de "La Mercedes, era propiedad privada", apostilló.
Por todo ello, las objeciones de Odyssey a la recomendación e informe del juez deberían prevalecer y la moción de España denegada.
La fragata "La Mercedes" zarpó del entonces virreinato del Perú y fue hundida el 5 de octubre de 1804, frente a las costas del Algarve (Portugal) por barcos ingleses, convirtiéndose en la tumba de más de 250 marinos y ciudadanos españoles.
El juez Steven Merryday, del mismo tribunal, será quien decida finalmente sobre el litigio por el tesoro entre el Estado español y Odyssey.

“OMEX”
Odyssey Marine Exploration es una empresa estadounidense sospechosa de expolio con sede en Tampa (Estado de Florida), presidida y cofundada en 1994, por Greg Stemm y dedicada a la explotación de los restos de hundimientos de barcos bien sea vendiendo los hallazgos o comercializando reportajes sobre las operaciones de recuperación de dichos restos. Para realizar su actividad, en cualquier parte del mundo, utiliza recursos de la tecnología más moderna. Entre los descubrimientos de Odyssey figura el punto de naufragio del buque estadounidense SS Republic hundido por un huracán frente a las costas de Georgia en 1865. En 2003, de él se recuperaron más de 50.000 monedas y 14.000 artefactos a 1.700 pies de profundidad que reportaron grandes beneficios a la compañía. Odyssey cotiza en la bolsa de Nueva York desde 2003 (identificándose con el símbolo 'OMEX' del NASDAQ).



El Mundo: La firma estadounidense Odyssey, que recuperó lo que puede ser el más rico resto arqueológico submarino descubierto hasta ahora, salió al paso de las acusaciones de expolio y aseguró que la extracción se hizo conforme a las leyes.

"Sobre la mayor parte de los restos arqueológicos que hemos recuperado, incluido el de este proyecto (llamado 'Cisne negro'), surgirán reclamaciones de otras partes", dijo hoy en un comunicado la compañía de exploración marina Odyssey.

La firma dejó claro que la extracción del pecio se llevó a cabo conforme a las leyes establecidas sobre recuperación de yacimientos arqueológicos submarinos y que la zona exacta donde están localizados los restos del barco se halla más allá de las aguas territoriales de cualquier nación. Asimismo, subrayó que el traslado a Estados Unidos de las monedas que componen el tesoro se efectuó de forma legal.

El viernes pasado, la compañía de exploración anunció que buceadores "cazatesoros" de la firma habían extraído del fondo submarino, en un punto no revelado del Atlántico, unas 17 toneladas de monedas de plata y oro, valoradas en 370 millones de euros.

Un tesoro incomparable compuesto de 500.000 piezas que recientemente trajeron a EEUU en contenedores y que esperan alcancen en el mercado un precio de 740 euros cada una. La compañía aclaró en el comunicado que el pecio extraído no correspondía al de los restos del barco mercante del siglo XVII 'HMS Sussex', que naufragó frente a las costas de Gibraltar en 1694.

Sin embargo, la negativa de la firma estadounidense a facilitar la nacionalidad del buque, antigüedad y tamaño, así como su localización y lugar de procedencia, ha despertado las sospechas de España e Inglaterra.

Así, el gobierno español ha alertado a las autoridades policiales antes un posible delito de expolio del patrimonio estatal por parte de Odyssey, mientras periódicos londinenses califican la extracción del tesoro de 'robo'.

"Nuestros asesores legales nos han indicado que aún en el caso de que alguna reclamación prospere y sea legitimada por los tribunales, nosotros recibiríamos la mayor parte" de las piezas recuperadas, destacó la firma.

El Ministerio de Cultura español anunció en marzo pasado que vigilaría a Odyssey en las operaciones de identificación del buque 'HMS Sussex', cuyo descubrimiento y posible rescate provocó una controversia que se saldó con un acuerdo entre los gobiernos de España y Reino Unido.
Foro del artículo